Existen  personas que prefieren a apple y otras a Android.

sabemos bien que Con sus tiendas de aplicaciones ambas representan a los líderes del mercado, pero la diferencia entre ellas va más allá de la marca

CIUDAD DE MÉXICO.- Con sus tiendas de aplicaciones, actualmente Apple y Android, representan a los líderes del mercado de aplicaciones móviles, ambas gustan y son rentables; sin embargo, la diferencia entre ellas va más allá del nombre de la marca, pues radica en la arquitectura de sus sistemas operativos, que puede ser abierto o cerrado, o dicho de otra manera restrictivo al desarrollador o totalmente libre.

“En el sistema cerrado, la marca es dueña de la tecnología bajo la que opera el sistema operativo, para desarrollar algo en el sistema hay que pedir permiso, pagar y ajustarse a las condiciones de la marca pues ellos dictan los lineamientos mientras en el sistema abierto, existe una plataforma básica, sobre la que los consumidores pueden modificar o actualizar para desarrollar lo que quieran dentro del sistema”, describió José Martín Molina, director de posgrados en tecnología de la información del Tecnológico de Monterrey, Campus Ciudad de México.

Partiendo de esta diferencia, Apple juega como sistema cerrado y Android como abierto, pero a pesar de jugar desde dos lados de la moneda, es precisamente esta diferencia entre sus sistemas lo que mantiene la pugna por el reinado del sector de aplicaciones móviles, pues mientras en uno esmás libre y sencilla la creación de aplicaciones, en otro, el alcance de la marca es universal.

Apple vs Android

De acuerdo con Molina, si se es un desarrollador de aplicaciones, lo primero que hay que preguntarse ¿Es hasta dónde quiero que llegue mi aplicación? Y de acuerdo con el analista, es en la repuesta, donde se decide si optar por un sistema abierto-Android- o uno cerrado- Apple-pues aunque en la firma de la manzana se necesite pagar una cuota anual de 99 dólares para desarrollar en su sistema, el software de todos sus gadgets es transparente y opera en todos los dispositivos de la marca.

“Si quieren escribir en Apple, los desarrolladores deben ajustarse a las reglas de Apple, pero la ventaja es que se desarrolla una aplicación para todo y es más fácil hacerse universal”, comentó Molina.

En contraste, Molina advirtió que “ese alcance universal” que brinda Apple, actualmente podría verse amenazado por las bondades de Android y su software abierto.

“Para desarrollar en Android, no se debe pagar ni pedir permiso a  nadie, pero el problema es que el sistema tiene muchas versiones y es más difícil abarcar varias plataformas, lo que hace que la aplicación se vuelva de nicho en ocasiones”, explicó.

Ya que Google no es un fabricante de hardware, ha realizado varios convenios con marcas como  HTC y Samsung a lo que añadió la compra de Motorola Mobility este año, por 12 mil 500 millones de dólares, lo que le sumó más dispositivos en los que operar su sistema operativo.

Molina comenta que ni Android, con su bajo precio y alto volumen, ni Apple con su universalidad, tienen comprado el reinado de aplicaciones móviles, pues Blackberry y Windows, son competidores aún latentes que de acuerdo con la analista Gartner deberán modificar la participación de mercado para 2015.

Gartner adelantó en un reporte de tendencias móviles que para 2015, Windows tras asociarse con Nokia, recuperará el primer lugar del mercado de aplicaciones móviles, dejando a Android en segundo lugar y mandando a Apple al tercer sitio. “todo depende de la estrategia que tomen las firmas en el corto plazo”, finalizó Molina.