En este caso ha sido por un robo y gracias a Find My iPhone, aplicación que todos deberiamos llevar activada, ha sido posible la detención del culpable.

En un atraco a mano armada, un individuo se llevó el bolso de una mujer en el que contenía su preciado iPhone.  Afortunadamente para ella, llevaba activada la aplicación y algún vecino de la zona le permitió a la víctima y a la policía entrar a la web a mirar la localización del móvil.

Poco tiempo después los oficiales ubicaron a un sospechoso que coincidía con la descripción dada por la víctima y le aseguraron lo robado, incluído el iPhone que llevaba en el bolsillo además de una réplica de arma de fuego.

Según la plocía de Los Angeles, USA, los teléfonos móviles y los ordenadores son el mejor instrumento para ayudar a la captura de este tipo de delincuentes.

Venga, ahora es cuando todos revisamos, religiosamente, tener activado el Find My iPhone.

Vía: Los Angeles Times